sábado, 4 de septiembre de 2010

¿Para cuándo dice que lo quiere?

-... Y me pones el nuevo indicador aquí y un gráfico que cuando hagas click se transforme en una tarta y pite y entonces mande un mail que advierta al responsable del indicador del comentario que le dejas en el cuadro de mandos.
- Ajá. ¿Para cuándo dice que lo quiere?
- Pues para dentro de media hora,¿no?. Que con ese programa que usas tú de pinta y colorea se hace todo muy fácil... O eso dices.
- Hombre, muy fácil muy fácil tampoco, que eso es llevar a la herramienta al límite.
- Bueno, pues para eso hemos pagado una pasta por ella, que por lo que vale la herramienta me cambio el Mercedes, leñe, y con lo que me cuestas tú por jornada me da para los extras. Venga, no te andes con remilgos y para esta tarde me dices algo.

En los proyectos de Business Intelligence, especialmente en aquellos en los que hay un frontend amigable para el usuario, se tiende a banalizar lo que cuesta adaptar este frontend a ciertas funcionalidades o necesidades de información. Hay una estadística bastante sensata que dice que en un proyecto de BI el 80% del tiempo del proyecto está destinado a procesos de datos (ETLs, comprobaciones, modelados de bases de datos, cargas, etc) mientras que lo restante obedece más a temas de presentación y cosméticos.

La culpa a veces es de los propios consultores, que tendemos a menospreciar lo que cuesta hacer ciertas cosas y luego tenemos que tragar con los comentarios malacostumbrados de aquellos a los que malacostumbramos:
- Mira, ponerte un indicador nuevo es muy complicado porque tenemos que coger el origen, pasarlo por el limpiador de datos, cargarlo integrado en nuestro datawarehouse y hacer el proceso de carga del cubo.
- Vaya, pues sí que cuesta. ¿Eso en tiempo cuánto es?
- Échale al menos una semana de trabajo.
- Ahm... ¿Y luego una vez esté en el cubo ese qué cuesta meterlo en el cuadro de mandos?
- Bah, eso se hace en 10 minutos. ¿No ves que la herramienta está preparada para ello?

Y claro, luego pasa lo que pasa y el usuario que ha estado inmerso en el desarrollo del proyecto es consciente de lo que cuestan las cosas... Pero el que simplemente usa el frontend ve que para que le salga una opción nueva en su desplegable de indicadores pasan varios días.

Bueno, dejaré el blog un rato y veré si puedo solucionar una de esas peticiones semihorarias (de media hora) a las que me he comprometido sin ser consciente de ello.

No hay comentarios:

Publicar un comentario